Publicidad en cabezara



Medio Ambiente Noticias

Bosques africanos guardan toneladas de carbono, pero los talan con rapidez

Madrid. Los científicos que estudian los bosques tropicales de las montañas de África se sorprendieron al descubrir la cantidad de carbono que almacenan y la rapidez con que se están talando algunos de estos ecosistemas.

El estudio internacional, que se publica en la revista Nature, descubrió que los bosques tropicales de montaña intactos de África almacenan unas 150 toneladas de carbono por hectárea. Esto significa que mantener una hectárea en pie ahorra emisiones de dióxido de carbono equivalentes a las de cien hogares con electricidad durante un año.

El estudio reveló que los bosques de montaña africanos almacenan más carbono por unidad de superficie que la selva amazónica y tienen una estructura similar a la de los bosques de las tierras bajas de África. Las directrices existentes para los ecosistemas de montaña africanos –que suponen 89 toneladas de carbono por hectárea– subestiman en gran medida su papel en la regulación del clima mundial.

El equipo también investigó cuánto bosque tropical de montaña se ha perdido en el continente africano en los pasados 20 años.

Halló que se han perdido 0.8 millones de hectáreas, principalmente en la República Democrática del Congo, Uganda y Etiopía, con lo que escapan más de 450 millones de toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera. Si se mantienen los actuales índices de deforestación, para 2030 se habrá perdido otro medio millón de hectáreas.

Aida Cuni-Sánchez, autora principal del estudio e integrante del Departamento de Medio Ambiente y Geografía de la Universidad de York y de la Universidad Noruega de Ciencias de la Vida, aseguró que “los resultados son sorprendentes porque se esperaría que el clima de las montañas diera lugar a bosques con bajas emisiones de carbono.

Las temperaturas más bajas de las montañas y los largos periodos en los que están cubiertas por nubes deberían ralentizar el crecimiento de los árboles, mientras los fuertes vientos y las empinadas e inestables laderas podrían limitar su tamaño antes de que se caigan y mueran, explicó.

Sin embargo, continuó, “a diferencia de otros continentes, en África encontramos el mismo almacenamiento de carbono por unidad de superficie en los bosques de tierras bajas y en los de montaña.

Aunque sabemos qué hace que los bosques africanos sean especiales, aún desconocemos por qué son diferentes. Es posible que la presencia de grandes herbívoros, como los elefantes, tenga un papel importante en la ecología, ya que estos grandes animales dispersan las semillas y los nutrientes, y se comen los árboles pequeños creando espacio para que otros crezcan más, pero esto requiere más investigación.

DEJAR UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

eighteen − 11 =