Enfermedades

La gastritis aguda se alivia al suspender al agresor: alcohol, tabaco o medicamentos

La variante crónica, causada por la Helicobacter pylori, más difícil de sanar
image

La gastritis aguda se alivia al suspender al agresor: alcohol, tabaco o medicamentos

Alcohol, tabaco y ciertos medicamentos son detonantes de la gastritis aguda. Sin embargo, la variante crónica de ese padecimiento ocurre como consecuencia de una infección causada por la bacteria Helicobacter pylori, explicaron especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Jalisco.

Helicobacter pylori,

Juan Manuel Don Lucas Sánchez definió el padecimiento como una inflamación de la mucosa gástrica, que va desde el esófago hasta el primer segmento del intestino delgado.

En un comunicado, señaló que el consumo frecuente de alcohol, fumar y tomar antinflamatorios, como naproxen o diclofenaco, son los principales detonantes de la gastritis en su forma aguda.

Añadió que los jóvenes son altamente proclives a desarrollar la enfermedad, cuyos síntomas son ardor en la boca del estómago y reflujo, “lo que la gente conoce como agruras”, aunque en casos más severos llega a causar náuseas y perforación de la mucosa gastrointestinal.

El médico explicó que mientras la gastritis aguda se alivia al suspender al agresor –ya sea alcohol, tabaco y consumo no supervisado de antinflamatorios–, la crónica, cuyo agente causal es la bacteria Helicobacter pylori, es más complicado atenderla, pues el microorganismo es muy difícil de erradicar.

Helicobacter pylori

En este punto, dijo que no es raro que en algunos pacientes se combinen ambas variantes de la gastritis, lo cual implica no solamente la eliminación de los detonantes externos, sino la prescripción de antibióticos de siete a 12 días.

Por otro lado, señaló, está demostrado que los probióticos contenidos en los lácteos disminuyen los síntomas de la gastritis.

Explicó que son bacilos que colonizan la mucosa gástrica y, por lo mismo, compiten con la Helicobacter pylori, impidiendo que invada dicha estructura.

Helicobacter pylori

Además, “tienen un pH alcalino que amortigua el pH ácido que el estómago por sí solo produce, por eso los pacientes con gastritis o esofaguitis toman leche, pues les quita la molestia”, afirmó el médico.

El experto indicó que sobre todo en personas en que los síntomas son muy molestos, difícilmente los pasan por alto, pero aun cuando éstos sean leves, es muy importante una valoración médica que determine el origen del mal y cómo contrarrestarlo.

Recordó que dejar avanzar el padecimiento puede derivar en úlceras, sangrado de tubo digestivo y perforación de la mucosa gastrointestinal, entre otras complicaciones, que eventualmente ponen en riesgo la vida de la persona.