Medicina preventiva

Sesiones cortas de actividad también benefician la salud

Un estudio encontró que hubo más personas que hicieron ejercicio en sesiones cortas que cumplieron con los estándares federales de actividad que aquellas que iban al gimnasio
image

Sesiones cortas de actividad también benefician la salud

Mantener un estilo de vida activo a través de las actividades diarias como subir escaleras puede beneficiar tanto la salud como el ejercicio que se realiza en el gimnasio, según un estudio reciente publicado en la edición de enero y febrero de la revista American Journal of Health Promotion.

Los investigadores observaron a más de 6 mil personas adultas estadounidenses, encontraron que  el este "estilo de vida activo" pareció  ser tan efectivo como el ejercicio estructurado con respecto a los beneficios que proporcionan para la salud, como pueden ser la prevención de la hipertensión, del colesterol alto y del grupo de factores de riesgo conocidos como síndrome metabólico, que incrementa el riesgo de enfermedad arterial coronaria, accidente cerebrovascular y diabetes tipo 2.

"Nuestros resultados sugieren que llevar un estilo de vida activo puede que sea tan beneficioso en varios aspectos de la salud como hacer ejercicio de manera estructurada", comentó el autor del estudio Paul Loprinzi, en un comunicado de prensa de la Universidad Estatal de Oregón. "Animamos a la gente a que busquen la oportunidad de ser activos cuando sea posible. Por ejemplo, en lugar de hablar por teléfono sentado, aproveche esa ocasión para hacer algo, como andar un poco mientras habla".

Loprinzi era un estudiante de doctorado en la Universidad Estatal de Oregón cuando realizó el estudio. En la actualidad es profesor asistente de ciencias del ejercicio en la Universidad de Bellarmine en Louisville, Kentucky.

Los investigadores también hallaron que el 43 por ciento de las personas adultas que realizaron sesiones cortas de ejercicio cumplieron con lo requerido por las directrices federales de actividad física de 30 minutos al día, en comparación con menos del 10 por ciento de los que realizaron sesiones de ejercicios más largas.

"Uno oye que menos del 10 por ciento de los estadounidenses hacen ejercicio y da la impresión de que la gente es perezosa", comentó  en el comunicado de prensa el coautor del estudio Brad Cardinal, profesor de ciencias del ejercicio y de los deportes en la Universidad Estatal de Oregón. "Nuestra investigación muestra que más del 40 por ciento de los adultos cumplieron con lo especificado por las directrices de ejercicio, al hacer del movimiento un modo de vida".

El estudio aparece en la edición de enero y febrero de la revista American Journal of Health Promotion.

Muchas personas afirman que no hacen suficiente ejercicio por falta de tiempo. Estos hallazgos son prometedores en la medida en que muestran que simplemente con incorporar el movimiento en sus actividades diarias se pueden obtener beneficios para la salud, afirmó Cardinal.

"Se trata de una manera de hacer ejercicio más natural: simplemente andar y moverse un poco más", comentó. "La naturaleza nos ha diseñado como seres que se mueven. Lo que gente piensa es: 'Si no llego a esos 30 minutos, para eso no hago ejercicio en absoluto'. Nuestros resultados suponen realmente un reto para esa manera de ver este tema y ofrecen a las personas opciones realistas y con sentido para cumplir con las directrices de actividad física".



Fuente: HealthDay