Noticias

Crean tratamiento con células madre a partir de tejidos grasos

Ante reconocidos médicos y directores de hospitales de América Latina lanzaron en Nicaragua un tratamiento con células madre obtenidas de la grasa del mismo paciente que inducen vasos, producen tejidos según el medio ambiente y apaciguan la inflamación.
image

Crean tratamiento con células madre a partir de tejidos grasos

Un método novedoso de cirugía plástica reconstructiva, basado en el tratamiento de células madre a partir de tejidos grasos, fue presentado en Manuagua (capital de Nicaragua) a cirujanos de Latinoamérica por el grupo empresarial Pellas.

El presidente del Grupo Pellas, Carlos Pellas, dijo durante el congreso médico “La nueva vía para los tratamientos celulares”, que planean aportar la materia prima para desarrollar soluciones a reconstrucción de mamas, regeneración de cartílagos en ortopedia y tratamiento de cicatrices.

También esperan contribuir en la regeneración del miocardio infartado, manejo de pacientes diabéticos sin necesidad de medicamentos permanentes y “muchísimas más”, añadió Pellas quien destacó que en cada uno de los procedimientos seguirán las normas éticas más estrictas.

En ese sentido, aseguró que verificarán que los dispositivos estén en manos del personal calificado y certificado para efectuar los procedimientos, bajo los más altos estándares de calidad y seguridad, “nunca seremos parte de procedimientos que pongan en riesgo el bienestar de nuestros pacientes”.

Por su parte, el director médico de la empresa GID Américas del Grupo Pellas, Michael Carstens, detalló que “hay varias tecnologías para sacar células madre, pero la nuestra es la más simple, rápida, eficaz y accesible”.

En presencia de especialistas de países como Brasil, Panamá, Colombia, México y Venezuela, explicó que las células madre de los tejidos grasos inducen vasos, producen tejidos según el medio ambiente y apaciguan la inflamación,

“A partir de ellas se puede producir cualquier tejido, por eso depende del medio ambiente, si se ponen en un cartílago, producirán cartílago”, agregó Cartens.

Los investigadores aseguran que con este método se obtienen injertos de hasta 350 centímetros cúbicos de tejido graso libre de aceites, sangre y otros componentes perjudiciales en diez minutos, y en menos de una hora ofrece 700 mil células unidas por centímetro cuadrado.