Medicina natural

El limón el “alimento-medicina” que puede mejorar tu salud

Alcalinizante, protector, fortalecedor y muchos más son los atrilbutos del limón que pueden ser aprovechados desde su jugo hasta su cáscara de forma diaria.
limon.jpeg

Un vaso de agua de limón al día alcaliniza tu organismo

El limón tiene un aura de alimento-medicina” contiene muchos ácidos orgánicos como el ácido cítrico, muchas personas se benefician de él cada mañana, al repetir el ritual de beber en ayunas un vaso de agua con el zumo de un limón recién exprimido.

Tomarlo en ayunas trae muchos beneficios para tu salud entre ellos están: aumentar la excreción de ácidos por la orina, por lo que su efecto en la sangre y el organismo es alcalinizante.

Un-vaso de agua con medio limón aporta 2 kilocalorías, y a cambio nos ofrece potasio (10 mg), vitamina C (4 mg), flavononas (2 mg de eriocitrina, diosmina, hesperidina y naringenina) y algo de fibra (0,5 g). Esta fórmula resulta depurativa y mejora la circulación de la sangre.

El agua con limón es un remedio de primera elección para resfriados y faringitis. Se ha atribuido su eficacia como estimulante de la inmunidad a su contenido en vitamina C. Sin embargo, aunque el limón es rico en esta vitamina, no es una “bomba".

Gracias al contenido en citratos (230 mg en 5 ml), previene la aparición de cálculos renales. El consumo del jugo de medio a un limón cada día eleva significativamente los niveles de citrato en la orina, lo cual reduce la formación de cálculos en el sistema urinario (en riñones y vejiga).

El agua con limón también ayuda a mejorar la inmunidad. La acción conjunta de la vitamina C y las flavononas incrementa el número de glóbulos blancos, las células defensivas capaces de eliminar virus, bacterias y células enfermas. Por ello se recomienda en el tratamiento dietético de las infecciones, especialmente las respiratorias.

De igual forma el limón fortalece sistema inmunológico al elevar las defensas para que no seas presa de las enfermedades.

Alivia problemas de encías: Si tus encías te duelen o sangran, basta con que apliques un trozo de cáscara de limón sobre ellas pues tiene propiedades antiinflamatorias y es un insuperable cicatrizante.

Fortalece tus huesos fuertes: La cáscara de limón también le sienta de maravilla a tus huesos, pues su contenido de calcio contribuye al fortalecimiento de tus huesos, para evitar problemas graves a futuro como la osteoporosis.