Noticias

En ADN humano descubren la evidencia más antigua de hepatitis B

El estudio ha permitido también revelar que una posible ruta de migración para la devastadora plaga de Justiniano, que asoló el Imperio bizantino en el siglo VI, se originó en Mongolia.
adn.jpeg

El portal científico Science Alert catalogó este hallazgo como el testimonio más antiguo de la existencia de este virus

Los rastros de la hepatitis B en ADN de seres humanos que vivían hace unos 4.500 años, fueron encontrados por un grupo de científicos, esta evidencia data de la Edad del Bronce y representa la evidencia más antigua de hepatitis B anunciada hasta la fecha.

El portal científico Science Alert catalogó este hallazgo como el testimonio más antiguo de la existencia de este virus. La última evidencia, que fue anunciada a principios de este año, tenía solo cuatro siglos y medio de antigüedad y fue detectada en los restos de un niño que vivió en la Italia medieval.

El genetista Eske Willerslev, de la Universidad de Copenhague, en Dinamarca, y sus colaboradores de la Universidad de Cambridge descubrieron la nueva prueba en los genomas de 304 individuos que vivieron hace entre 7000 y 200 años y encontraron pruebas de infección de hepatitis B en 25 de esos individuos.

El estudio ha permitido también revelar que una posible ruta de migración para la devastadora plaga de Justiniano, que asoló el Imperio bizantino en el siglo VI, se originó en Mongolia.