Salud reproductiva

Más de 215 millones de mujeres no acceden a métodos anticonceptivos

La falta de acceso a métodos anticonceptivos modernos inciden claramente en el crecimiento de la población mundial, que llegó a 7.000 millones este año, advirtieron hoy expertos.
image

Más de 215 millones de mujeres no acceden a métodos anticonceptivos

"Se espera que la población global llegue a 10.000 millones de personas para el año 2100", indicó este lunes la ex presidenta de Irlanda Mary Robinson, quien encabeza el Consejo de Dirigentes Globales para Salud Reproductiva.

Robinson aseguró que "muestra “la falta de atención a la salud de las mujeres y los niños se ha convertido en un problema global".

En el encuentro se discutió en particular la situación de Somalía. Ese país africano tiene la octava tasa más alta de nacimientos en el mundo y la familia promedio tiene siete hijos. De acuerdo con las cifras de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación y la Infancia (Unicef), el 32% de ellos tiene peso muy por debajo de lo normal.

Robinson alertó que ya hay hambruna en seis regiones de Somalia, donde más de 30.000 niños han muerto en los últimos tres meses, y que en todo el mundo cada año unas 358.000 mujeres mueren por causas relacionadas con el embarazo.

La población somalí de 9,9 millones se incrementará a 13,3 millones hacia 2025, según la Oficina de Referencia de Población, mientras que sólo el 1% de las mujeres en edad de reproducción en ese país tienen acceso a métodos anticonceptivos modernos.

"Las mujeres somalíes no son una excepción en este sentido", afirmó Geoff Dabelko, director del Programa de Cambio Ambiental en el Centro Woodrow Wilson. "Más de 215 millones de mujeres en todo el mundo quieren planificar su familias y no tienen acceso a los anticonceptivos".

"La planificación familiar está en el centro de cualquier discusión sobre cambio climático y seguridad, porque las inversiones en la salud reproductiva son vitales para el desarrollo global, con amplios beneficios en la reducción de la pobreza", añadió.

En Somalia, al igual que en muchos países en desarrollo, el paso inicial y vital para la mejora de la seguridad alimentaria y la prevención de las hambrunas es el mejoramiento de la vida de las mujeres", dijo Walid Abdelkarim, del Departamento de Operaciones de Mantenimiento de Paz de la ONU.

"La reforma agraria, la buena gestión gubernamental y el fortalecimiento de la infraestructura y los sistemas de salud son vitales, pero no perdurarán si no se da prioridad a las mujeres en los esfuerzos humanitarios y si no se les da la oportunidad de ser participantes centrales en el comercio, los precios, la contabilidad, la educación y la salud", agregó Abdelkarim.

El Consejo de Dirigentes Globales para Salud Reproductiva, que incluye a los actuales o ex jefes de Estado de Brasil, Irlanda, Finalandia, Letonia, Liberia, Malawi, Nueva Zelanda y Noruega. además de artistas y personalidades de la salud pública, pidió recientemente a los Gobiernos que aumenten de 3.100 a 6.700 millones de dólares sus inversiones en la salud de las mujeres.

 

Con información de EFE