Salud reproductiva

Mujeres tecnológicas ponen en riesgo su salud

Desde la década de 1960, las mujeres pasan cada vez más tiempo en ambientes laborales formales, lo cual implica menos tiempo para los quehaceres domésticos. Esto sumado al tiempo libre que nos ofrece la tecnología puede estar afectando la salud de madres e hijos.
image

Mujeres tecnológicas ponen en riesgo su salud

“Nuestro mundo ya no necesita de la actividad física intensa o moderada. Por ende, las mujeres -y los hombres- necesitan dedicar más tiempo a ejercitarse deliberadamente para contrarrestar la disminución de la actividad diaria”, anunció Edward Archer, de la Escuela Arnold de Salud Pública en la Universidad de Carolina del Sur, en Columbia, director de un estudio de 2011 basado en datos de la Oficina de Estadísticas Laborales de EE UU.

“Nuestro mundo ya no necesita de la actividad física intensa o moderada. Por ende, las mujeres -y los hombres- necesitan dedicar más tiempo a ejercitarse deliberadamente par

En el estudio  descubrió que cada vez los empleos se vuelven más sedentarios debido al uso de computadoras y teléfonos, lo que ha provocado que tanto hombres como mujeres suban de peso y que aumenten los índices de obesidad.

En el estudio  descubrió que cada vez los empleos se vuelven más sedentarios debido al uso de computadoras y teléfonos, lo que ha provocado que tanto hombres como mujeres suban de peso y que aumenten los índices de obesidad.

Desde la década de 1960, las mujeres pasan cada vez más tiempo en ambientes laborales formales, lo cual implica menos tiempo para los quehaceres domésticos. Esto sumado al tiempo libre que nos ofrece la tecnología puede estar afectando la salud de madres e hijos.

Desde la década de

“Los humanos han automatizado actividades en todos los ámbitos de la vida diaria (…) desde el trabajo hasta el hogar (…). Sin embargo, no estamos insinuando que las mujeres deberían dedicarse más a las labores domésticas”, aseguró Archer.

“Los hum

Junto a sus colegas, reunieron una serie de “diarios de uso del tiempo” escritos por miles de mujeres a partir de 1965 y que forman parte del Estudio del Uso del Tiempo American Heritage, logrando documentar qué actividades realizaban las mujeres a lo largo de un día cotidiano. En el estudio se analizó cuántas calorías consumían las mujeres durante esas tareas y cómo con los años cambió la actividad física y la energía que se consumía cada día.

Junto a sus colegas, reu

El resultado develó que en 1965 las mujeres dedicaban un promedio de 25,7 horas semanales a diversos oficios del hogar, mientras que en 2012 esa cifra se redujo a 13,3 horas. En el estudio también se descubrió que las mujeres invertían más tiempo frente a las pantallas, ya sea de televisores, computadoras o tabletas.

El resultado develó que en 1965 las mujeres dedicaban un promedio de 25,7 horas semana

“No es que al lavar los platos se consuma más energía que al ponerlos en la lavavajillas”, dijo Archer. “Se trata de lo que haces con el tiempo libre que te proporciona la tecnología. ¿Te sientas a ver televisión?”.

“No es que al lavar lo

El meollo del asunto es que las mujeres sedentarias evolutivamente están poniendo en riesgo la salud de su descendencia. Cuando una mujer está embarazada, el aumento transitorio de la glicemia y los triglicéridos, provocado por la inactividad, inducen una disfunción metabólica en sus hijos y los predispone a la obesidad, la diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer, según el estudio.

El meollo del asunto es que las mujeres sedentarias evolutiva

 

Fuente: ATS Web

Fuente: ATS Web