WWW.CIENCIASALUD.COM.MX

ciencia y salud, noticias de medicina, bienestar y salud

bdpb
Opiniones Externas

Pide CONCOMERCIO no vender cigarros robados o decontrabando;

aumentarían multas a $50 por vender cigarros ilegales

  • Se estima que casi el 20% de los cigarros que se venden en México son ilícitos.
  • La multa será de $50 pesos por cajetilla ilegal encontrada en el punto de venta.
  • Mejor apostar por capacitación para mejorar las finanzas del negocio.

El Consejo para el Desarrollo del Comercio en Pequeños y la Empresa Familiar (CONCOMERCIO), pidió
a los comerciantes a que no caigan en la tentación de vender productos robados o de contrabando, como los cigarros, pues esa actividad podría implicar graves consecuencias ante la autoridad, que podrían ir desde sanciones económicas, suspensión temporal del negocio y hasta la pérdida de su patrimonio.

Por ello, el dirigente de la organización, Gerardo Cleto López Becerra, pidió a los encargados y dueños de
comercios y demás negocios a no adquirir para su venta productos de procedencia dudosa o ilegal, aun y cuando, en apariencia, podría resultar un negocio con amplio margen de ganancia.

En ese sentido, el empresario recordó que, adicional a los vinos, licores, abarrotes y artículos de limpieza,
los cigarros son de los artículos que suele robar el crimen organizado para venderlos a través de diversos canales de distribución, como pueden ser el ambulantaje, tianguis e incluso Centrales de Abasto y hasta comercios bien establecidos, como tiendas de abarrotes.

De acuerdo con el estudio “Consumo Ilegal de Cigarros en México”, elaborado por la firma Oxford
Economics, cerca del 20 por ciento de los cigarros que se venden en México son de procedencia ilícita, es decir, puede ser producto del contrabando, robo o sin código de seguridad, lo que implica un muy alto riesgo para quien los vende y los consume.

Gerardo López Becerra advirtió que vender cigarros ilegales, ya sea robados o de contrabando, pueden
implicar diversas consecuencias tanto económicas, legales y hasta de salud, pues se desconoce la auténtica composición de dichos productos, por lo que, si un consumidor padece algún problema de salud tras fumar un cigarro que adquirió en un comercio establecido, el comerciante podría ser responsable por vender ese producto y por no demostrar con documentos como adquirió las cajetillas.

Al respecto, el presidente de CONCOMERCIO refirió que apenas el pasado 31 de octubre, el diputado
priísta, José Francisco Yunes Zorilla, presentó al Congreso de la Unión una propuesta para proteger al comercio legal y aumentar las sanciones económicas en contra de quienes almacenen, vendan, enajenen o distribuyan cigarros ilegales, ya sea de contrabando, sin código de seguridad o robados.

Asimismo, Gerardo López Becerra dijo que otra grave consecuencia son los problemas que se tendrían
con la autoridad tanto de índole fiscal como penal, pues los comerciantes o encargados de los negocios que vendan ese tipo de productos ilegales se convierten en un eslabón más de la cadena del crimen organizado, por lo que su patrimonio podría estar en riesgo.

De acuerdo con el estudio de Oxford Economics, el mercado ilegal de cigarros en el país constituye una
pérdida en la recaudación del gobierno por más de 13 mil 500 millones de pesos.

Y por si no fueran suficientes estas implicaciones, el dirigente de la organización dijo que otra consecuencia es el desprestigio entre los clientes y la localidad, pues los consumidores que descubran que en un comercio establecido han sido timados al comprar un producto ilegal, les provocará desconfianza y molestia, por lo que muy probable no vuelvan a comprar en ese establecimiento.

Por ello, el presidente de CONCOMERCIO invitó a los comerciantes, prestadores de servicios y demás
empresarios a que sólo y únicamente vendan productos legales, adquiridos en los canales de venta y distribución donde les garantices que los productos que les venden si son legales y con la respectiva factura para garantizar su procedencia.

“Por más tentador que resulte vender un producto ilegal que supuestamente les deja una utilidad mucho
mayor, nunca será un negocio seguro, pues siempre el comerciante vivirá en la zozobra de que pueda ser
sorprendido por la autoridad y enfrentar problemas; sin duda, lo mejor siempre será ir por la vía legal”, afirmó.

En ese sentido, dijo que, si el deseo del empresario es mejorar sus finanzas para aumentar sus ingresos,
recordó que CONCOMERCIO así como diversas organizaciones públicas como privadas tienen en marcha
programas de capacitación y asesoría, para fortalecer la productividad y la sostenibilidad de los comerciantes.

“Capacitación en temas como administración del negocio, manejo de inventarios, uso de herramientas
tecnológicas, diversidad de proveedores y demás temas, siempre serán de utilidad para que los comerciantes puedan mejorar el funcionamiento de su negocio de manera sostenible y confiable”, aseguró Gerardo López Becerra.

DEJAR UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

twelve − 5 =